Foc Stot. Falla en último (II)

6 marzo 2010 por

Foc Stot. Falla en último (II)
En Natural Valensià, toma el nombre de Falla, Foguera, Fogata, el Foc que en anterior fue mencionado por los naturales Traca com a Ninotà, y en anterior a los Traca como Foc Fel, y en origen Foc Stot. Fuego que en inmemorial siempre acompaña a los valencianos en su deseo de justicia.

Y es precisamente tras la Batalla de Almansa cuando los valencianos pierden sus fueros escritos, cuando de forma milagrosa –de los santuarios de las canteras valencianas y del campo, sale la natural y guardada creencia del Fuego Traca, y se expande totalmente a todos por todo el territorio valenciano. Dando una tolerancia en la cual los ajenos sin problemas practican sus creencias y ritos, y los naturales los suyos.

El origen del Foc falla, –Foc Stot o Fel – nos viene de nuestros antepasados los labradores celtíbero/edetanos anteriores a la era cristiana; en primer lugar como auxiliar en las labores del campo; y en segundo en realidad taxativa de justicia. Siendo ambas cosas dadas por la creencia en la tierra el agua y el fuego. Creencia natural de este lar y de las gentes que desde antiguo lo habitan y que cultivan la cebada y el trigo. Cultivo que requiere arar las tierras y tener a las aves del campo en pro y dominadas, cosa lograda con facilidad pues cuando el natural labrador valenciano auxiliado de bueyes o caballos rotura la tierra con intención de desmenuzarla y desparasitarla, y nutrirla con los excrementos de las aves, se las ingenia para que estas le acudan y voraces coman los insectos y con sus deyecciones le abonen su campo.

Así cuando el labrador ara sus campos y le acuden las aves y se comen los insectos, las aves que acuden son su bendición, pues desparasitan la labor y a la vez con sus excrementos la abonan; pero son maldición si cuando se siembra las mismas aves acuden a los sembrados y se comen el grano de sementera. De comerse las aves el grano sembrado no hay cosecha.

Tras roturar el campesino sus campos y acudir las aves y quedar desparasitada la labor, al esparcir y sembrar el grano este queda varios días abandonado en la tierra hasta que finalmente germina, tiempo suficiente para que las aves acudan y se lo coman. En tierras valencianas para que las aves no acudan a los sembrados y se coman el grano esparcido en la tierra los naturales recurren a la creencia y esta soluciona el problema de forma natural y sin hacerles ningún daño a las beneficiosas aves.

Más información | Foc Stot. Falla en último (I)
Foto | Promociones Valencia

Artículos relacionados

0 comentarios en el artículo

  1. SO. ANDRÉS CASTELLANO MARTÍ.

    Aquí en estos comentarios culturales de “Vaya Ciudad”, mira por donde se rompe la racha de la ignorancia valenciana que durante siglos se ha impuesto a los valencianos.

    Me refiero al hecho de que cualquier persona que visite las tierras valencianas queda asombrada cuando oye hablar a los guías turísticos, en lo referente a la “Magia de las Tierras Valencianas”, o en lo de “Los Ritos del Fuego Valenciano”, o en el no va más de “Las creencias en el Agua y el Fuego”, y no digamos la magna afirmación de “Las Leyes de la Huerta”. Cosas todas que los amantes de lo fantástico de inmediato intentan averiguar, quedando defraudados pues nadie les da explicación alguna. Los naturales que las viven, por Uso; y quienes no son naturales sencillamente por que las ignoran. Y de ser preguntadas estas cosas a los políticos valencianos, estos si desahogan y dicen lo que quieren, pero son estupideces de eslogan político que a ningún lado llevan, y de llevar todos llevan el agua a su molino.

    Quiere decir que lo mencionado no existe: si existe. Pero su existencia fue creencia y rito prohibidos por el poder eclesiástico. Creencia y rito anulado y cambiado por los poderes políticos Cansalà. Y en estos momentos cultura semidesaparecida para la mayor parte de los valencianos, que viven anulados, eunucos, faltos del animo que da el alma espiritual que todo lo anima. La magia o fe o creencia natural valenciana está al alcance de toda Dona, Home, de toda persona de Bona Ombra. Sólo nos falta encontrar un valenciano que mirándonos y viéndonos Bona Ombra de nosotros fíe. Eso ya depende de nosotros.

    So. Andrés Castellano Martí. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Enlaces a esta entrada

  1. Valencia - Foc Stot. Falla en último (III) 7 marzo, 2010

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información