Homenaje a las víctimas del terrorismo

19 febrero 2010 por

Dos guardias civiles asesinados darán nombre a sendas calles de la capital.
Casa consistorial de Palencia.
El Pleno del Ayuntamiento de Palencia aprobó ayer de forma unánime la denominación de dos calles a Francisco Mota y Antonio Pastor, guardias civiles vinculados a la capital palentino que fueron asesinados por la banda terrorista ETA en 1979.

La calle Francisco Mota Calvo estará ubicada en el Sector 3 entre el Paseo de Victorio Macho y la calle Virgen del Brezo. La calle Antonio Pastor Martín será la vía pública que va desde la calle La Ojeda hasta la calle Virgen del Brezo. La Corporación mostró su apoyo a las familias de estos dos guardias civiles que asistieron al pleno.

«Saldamos una deuda. Deben estar muy orgullosos de este sentido homenaje de sus representantes, una forma de rescatar del olvido a estas dos personas para la ciudadanía», afirmó el alcalde de la ciudad, Heliodoro Gallego. Un mensaje que compartieron las portavoces del Partido Popular e Izquierda Unida.

María del Olvido Valle, viuda de Antonio Pastor, aseguró tras la aprobación de este punto del orden del día que para ella y su hija, Ana Belén Pastor Valle, «es un orgullo que el Ayuntamiento dé el nombre de mi marido a una calle de Palencia porque después de 30 años significa que no queda en el olvido». «Estamos encantadas con el homenaje aunque todavía y a pesar de que han pasado más de 30 años, llevamos mal su ausencia. En el día a día lo vas recordando y ahora, que he tenido que hacer una pequeña biografía de él, se siente aún más el dolor», declara.

María del Olvido Valle destacó los valores e ilusiones de su marido. Antonio tenía 24 años, era un chico entrañable y lleno de ilusiones, emprendedor y siempre activo. Trabajó de camarero pero su ilusión desde siempre era ser guardia civil. «Era un chico lleno de juventud y con muchas ilusiones y el destino le truncó la vida, vida que él soñaba junto a su mujer e hija; junto a sus padres, hermanos, familia y amigos que hoy le recuerdan con palabras de afecto y cariño», relató.

José Antonio y Begoña Mota Calvo, hermanos del otro guardia civil asesinado, manifestaron que «después de tanto tiempo el homenaje nos parece bien». «Nos ha pillado por sorpresa porque después de tanto años, en 15 días se ha tramitado todo», detalló. Los familiares de este guardia civil aseguraron no sentirse olvidados por las Instituciones y ciudadanía palentina. «Hemos preferido siempre estar en el anonimato», explicaba uno de ellos.

El delegado de la Asociación de Víctimas del Terrorismo en Castilla y León, Víctor Villalobos, se mostró satisfecho de que su iniciativa hubiese salido adelante. «La Asociación solicitó al Ayuntamiento que dé a dos calles de la capital los nombres de Francisco Mota Calvo y Antonio Pastor. Son las dos víctimas más relacionadas con la capital palentina». Además, avanzó que la Asociación solicitará en todos los ayuntamientos este reconocimiento. Al menos, hay otras dos víctimas del terrorismo de la provincia de Palencia, una natural de Ampudia y otra de Cillamayor.

Vía | Diario palentino.

Artículos relacionados

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información