El Barrio de la Judería y sus históricas calles

23 febrero 2013 por

Juderia
Uno de los barrios con más encanto e historia de la capital de la tierra de la Mezquita, situado en la zona del casco antiguo de Córdoba, es el Barrio de la Judería. Un recorrido por angostas calles, rodeadas de gran historia y de magníficos lugares para contemplar parte de ella y descansar, dando un bocado a los platos típicos cordobeses. ¿Me acompañan?

El colorido blanco y el ornamento en flores son las características más señaladas de la Judería. Este barrio debe su nombre al importante núcleo judío existente, no sólo en la época musulmana, sino también en la etapa romana y visigoda. De hecho, durante el reinado de Abderraman III, numerosos filósofos, científicos y artistas le dieron un aire muy intelectual a este barrio.

Ilustres cordobeses de otras épocas se ven representados en la Judería. Así tenemos, en la Plaza de Tiberias, el monumento de Maimonides, importante sabio que fue expulsado por los musulmanes en su juventud pero que, en su exilio, viajó por todo el mundo estudiando medicina y religión. O la estatua de Séneca, el famoso filósofo cordobés, que está situada en una hermosa plaza, junto a la Puerta de Almodovar. Sin olvidar a otro famoso filósofo y médico, Averroes, cuyo monumento se encuentra en la Calle de la Muralla.

En la Judería podemos encontrar la Sinagoga, en la Calle de los Judíos. Este edificio es de los pocos que conservan su estructura original en nuestro país, manteniendo lugares en su interior como el Arón, donde se guardaban las leyes sagradas o casi toda su magnífica decoración mudejar. Muy cerca de ella, encontramos el Museo Municipal Taurino.

Este museo es un homenaje al mundo del toreo y un gran espectáculo, tanto visual como documental, para todos aquellos amantes de este arte. Diferentes tipos de trofeos, trajes de luces y carteles de importantes toreros cordobeses son expuestos allí, desde Lagartijo y Manolete hasta el Cordobés.

La zona más comercial del Barrio de la Judería es el Zoco. En él encontramos diversas tiendas de la artesanía típica cordobesa, pudiendo presenciar, en verano, el espectáculo dentro de un tablao flamenco. Un lugar con encanto donde podemos comprar nuestros souvenirs y degustar también una fresca bebida con una suculenta comida.

Desde el Zoco accedemos a la Capilla de San Bartolomé, de estilo gótico-mudejar y con unos excelentes elementos decorativos. También hay que destacar la Casa del Indiano, estructura mudejar e isabelina, y la Iglesia de San Juan y el Convento de Santa Clara, ambos del siglo XI y que conservan las torres de la época musulmana. Finalmente, terminamos nuestro recorrido por la Judería de Córdoba en la Calle Comedias, alcanzado los Baños Árabes o hammames.

Un idílico e histórico recorrido por el corazón de Córdoba a través del Barrio de la Judería. Sin duda que son las calles de una ciudad las que escriben la historia de la misma y, en este caso, de la ciudad de Córdoba. Merece la pena perderse por algunas de sus empedradas calles para empaparse de la vida de esta ciudad califal.

Vía | red2000
Foto | flickr-PaulandJill

Artículos relacionados

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información