Burgos Jacobeo

2 enero 2010 por

Burgos está lista para recibir a 100.000 peregrinos en este Año Jacobeo 2010.
Peregrinos.
El único requisito para celebrar un Año Jacobeo es que la festividad del apóstol Santiago (25 de julio) coincida en domingo. Una circunstancia que se da en este 2010 pero que, caprichos del calendario, no se volverá a repetir hasta el 2021.

Y como será el único Año Santo del próximo decenio, todos los indicadores hacen presagiar una avalancha de peregrinos que, en Burgos, podría superar los 100.000 visitantes. Será, por tanto, una oportunidad para que la ciudad enseñe a los miles de peregrinos que llegarán desde todos los rincones del mundo; los tres patrimonios de la Humanidad de los que, con razón, presume.

Y es que la historia de Burgos no se comprende sin su íntima relación con la Ruta Jacobea. Sin ir más lejos, la configuración urbana del casco antiguo de la ciudad se ideó en torno a un camino que tiene como vecina a la Catedral de Santa María y que, al atravesar Atapuerca, se tropieza con los orígenes del primer homínido europeo.

Por esto, tanto los albergues de peregrinos, como las administraciones, las asociaciones de amigos del camino y las instituciones académicas y financieras llevan tiempo planificando un acontecimiento que, en este año que comienza, apetece más que nunca. «Habrá que emplear más tiempo, más dedicación y más esfuerzo porque todo hace pensar que vamos a tener overbooking».

Ese al menos es el vaticinio de Jesús Aguirre, presidente de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Burgos. Éste ya anuncia que, en breve, realizará una petición al servicio de Instalaciones Deportivas del Ayuntamiento para disponer de un espacio extra cuando el remozado albergue de la Casa del Cubo, complete su aforo. Algo que, por otra parte, es bastante factible ya que el Polideportivo de San Amaro ya sabe lo que es funcionar como centro provisional de recepción de peregrinos.

De hecho, el 2009 ha dejado al descubierto unos datos que hacen presagiar una respuesta masiva de turistas. Y es que, con el nuevo albergue municipal, las cifras de pernoctaciones se han disparado de 15.039 en 2008, a más de 27.000 en 2009. Lo que es lo mismo, un 79% más respecto al año anterior. En cualquier caso, no es menos cierto que, tras la mudanza a Fernán González, se ha multiplicado el número de plazas de 90 a 160.

Para encontrar el último precedente de un Año Jacobeo hay que remontares hasta el 2004. Entonces pasaron por la región 180.000 peregrinos procedentes de todos los rincones del mundo. Algunos de ellos lo hicieron desde Burgos, pero otros muchos decidieron iniciar el Camino desde enclaves más cercanos a Santiago de Compostela. En cualquier caso, y tal y como apunta el delegado del Gobierno en Castilla y León, Miguel Alejo, el número «será mayor al de 2004».

Vía | Diario de Burgos.

Artículos relacionados

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información